Encuentra lo que buscas en Google!!

Búsqueda personalizada

sábado, 28 de noviembre de 2009

Estoy de vuelta con nuevos trucos!!!

Hola todos!

Ya estoy de vuelta otra vez con nuevos trucos y más cosas entretenidas para hacer. Espero que disfrutéis de mi blog otra vez y que corráis la voz!!

un beso a tod@s los que me sigáis!

miércoles, 18 de febrero de 2009

Aumentar los labios

Una vez que ya tenemos el brillo más resaltado, pordemos intentar agrandar el labio de abajo mediante un truco muy sencillo.

Para ello, creo una nueva capa donde vamos a pintar una sombra. Lo primero de tood es coger la herramienta pincel y, como color frontal, el negro (dureza baja), es decir, que quede bien difuminado, el tamaño del pincel tiene que ser grande, da igual que tape el labio de abajo, pintamos en la zona pegada al labio pero debajo (da igual que nos salgamos).
A continuación, quitamos las partes por donde nos hayamos salido y dejamos sólo la parte pegada al labio de abajo pintada.

Lo siguiente que tienes que hacer es bajar la opacidad de esa capa hasta que consideres que seha fundido con la imagen y quede bien. y ya esta.

Para ver el cambio pincha en el ojo de la capa (para quitar la sombra) y pincha otra vez para volver a verla.

Aquí dejo el vídeo explicativo.

Aumentar el brillo de los labios

Bueno, voy a comenzar con algo muy sencillo de explicar, cómo dar brillo a los labios.

Para empezar seleccionamos la boca haciendo un rectángulo que la abarque (no hay que preocuparse de si está bien hecho o no.... más o menos nada más.

Después, vamos a selección --> gama de colore. Se nos abrirá una ventana donde se verá todo negro, pinchamos en el brillo del labio en la foto y (en la ventana que hemos abierto) vamos moviendo la barrita de la tolerancia como queramos hasta que veamos que destaca mas el brillo.

Aceptamos y vemos que nos selecciona los brillos de los labios y también los dientes, porque son blancos.

Una vez ya tenemos seleccionado el brillo, abrimos la ventana de capas (como ya dije en la anterior entrada) y le damos a crear nueva capa. Ahora, a la izquierda y abajo del Photoshop, aparecen 2 cuadraditos de colores, queremos que estén el blanco encima y debajo el negro, para ello, pinchamos en los otros 2 cuadraditos pequeños que hay debajo de estos, si a la primera nos sale encima el negro le damos a la flechita de doble sentido encima de los cuadrados grandes y ya tendremos en blanco encima.

Ahora sólo hay que coger la herramienta pincel (en la columna de la izquierda también) y pintamos los labios un poquito de blanco (no pasa nada si te sales porque luego se borra, como está en una capa a parte no se estropea la foto) por el labio de arriba también pintamos un poco para darle voluminosidad (centro borde del labio).

Nota: procurad que no sea muy opaco el pincel (que no tenga mucha dureza, tampoco la mínima).
Ahora ya podemos irnos a selección --> deseleccionar.

Después, con la herramienta goma (en la columna de la izquierda) borramos el blanco que nos sobre y, por último, en la ventana de capas y, en la capa que estamos usando (la nueva) movemos la barra de la opacidad hasta que consideréis que quede bien.

Para ver el cambio, lo único que teneis que hacer es pulsar en el ojo que sale al lado de la capa que estáis usando y desaparecerá lo que habéis hecho, volvéis a pulsar y os saldrá de nuevo lo que habéis hecho.

Y así de sencillo resulta ponerle brillo a los labios. Os dejo aquí un vídeo explicativo, que os será más sencillo así de entender.

martes, 17 de febrero de 2009

¿Qué son las capas del Photoshop?

Antes de empezar a maquillar mediante retoque digital, hay que aprender a utilizar las capas, algo muy útil para casi cualquier cosa ya que, con imaginación y capas, prácticamente todo es posible.


¿Qué ventajas se obtiene al trabajar con distintas capas?


Sería una pregunta interesante de responder, para poder entender la razón por la que el trabajo con Photoshop se basa en la creación de distintas capas. Al trabajar con capas, como se ha dicho, se puede operar sobre una parte de una imagen, sin que se alteren otras partes de la misma. Esto es muy útil, ya que nos permite realizar cambios en elementos de la imagen sin preocuparnos del resto del diseño.


Una de las principales utilidades de las capas consiste en que cualquier capa se puede posicionar de manera independiente. Es decir, podemos tener una capa con un elemento gráfico y al mover esa capa, podemos situar ese componente en cualquier otro lugar de la imagen, sin que se desplacen otras partes del gráfico.


Al crear distintas capas podemos también realizar efectos sobre las mismas de manera independiente. Por ejemplo, podemos tener un texto en la imagen que está en una capa y luego hacer un efecto de sombra sobre la capa de texto. Como el efecto es independiente para esa capa, el sombreado sólo se aplicará al texto, dejando el resto de la imagen inalterado.


Otras de las muchas utilidades recurrentes a la hora de trabajar con capas es crear una nueva capa, copia de una anterior. Entonces podemos experimentar haciendo cambios en esa capa copia con total libertad. Si luego por cualquier cuestión no nos gustan los cambios, siempre podemos tirar a la basura la capa copiada y alterada y volver a la capa original de la que habíamos partido.


Lo cierto es que las utilidades de las capas son muy numerosas y las podremos experimentar en nuestro trabajo en el día a día con Photoshop. Cuando hacemos cambios a una imagen, para estar seguros que no vamos a estropear nada, siempre conviene crear una nueva capa y hacer nuestras pruebas o dibujos sobre ella. Si no nos gusta lo que hemos hecho, siempre podemos desechar la capa creada sin que nos afecte a nuestra imagen.

Trabajo con Capas en Photoshop


Casi todo el trabajo con capas se centraliza en la ventana de capas. Esta ventana se encuentra abierta por defecto al iniciar Photoshop, pero si no la vemos, siempre podemos mostrarla con el menú de "Ventana – Capas". A continuación vemos la ventana de capas:



El otro lugar desde donde se pueden ordenar comandos sobre capas es el menú de "Capa", que tiene diversas acciones útiles y recurrentes para efectuar sobre las mismas.

En la ventana de capas tenemos un listado de todas las capas que forman parte de nuestro diseño. Conviene estar siempre muy pendientes de lo que pasa en la ventana de capas, para no despistarnos y controlar el proceso de diseño. Lo primero que tenemos que ver en esta ventana es que hay una capa que está con el fondo de color azul. Esto quiere decir que esa es la capa activa. Cualquier acción que realicemos con Photoshop se aplicará sobre la capa activa.

Por ejemplo, si utilizamos el pincel para pintar cualquier cosa en la imagen, en realidad estaremos pintando sólo sobre la capa activa. Para cambiar la capa activa, simplemente tenemos que hacer click en la ventana de capas sobre la capa que queremos trabajar con ella.

Otro ejemplo de la importancia de estar atentos a cuál es la capa activa de nuestra imagen es la creación de selecciones. Al hacer una selección y copiar el contenido de la imagen (CTRL + C o bien menú "Edición – Copiar"), lo que hacemos es copiar sólo el contenido de la capa activa. Es importante saber cuál es la capa activa, porque ocurrirá en ocasiones que copiemos un contenido que no estamos deseando, por estar trabajando sobre una capa distinta a la esperada.

Nota: podemos copiar el contenido de un área seleccionada sobre la imagen completa (todas sus capas), en vez de solamente la capa activa con el menú "Edición - copiar combinado" o la tecla rápida "Mayúsculas + CTRL + C").

Otra cosa que tenemos que tener muy en cuenta es el orden de capas, puesto que dicho orden incide directamente en el diseño de la imagen, al mostrarse las capas que están más arriba sobre las capas que están abajo. Las que hay arriba se superponen y pueden tapar los contenidos de las capas que hay debajo. Para alterar el orden de las capas simplemente tenemos que, dentro de la ventana de capas, arrastrar y soltar una capa en otro lugar.

Problema típico que nos encontraremos al trabajar con Photoshop está directamente relacionado con el orden de las capas y la capa activa. Nos ocurrirá a veces que hacemos cambios sobre la imagen, como pintar con el pincel o rellenar de color, y luego no vemos que la imagen se altere. La razón de ello puede ser porque tenemos una capa encima, que no deje ver lo que estamos pintando sobre una capa cuyo orden está más abajo.

Hay una capa especial que es la capa "fondo". No todos los diseños de Photoshop tienen una capa fondo, de hecho al crear un archivo nuevo podemos elegir si queremos un fondo de color o un fondo transparente. En este último caso, simplemente no se colocará ningún fondo, para tener una imagen con fondo transparente. La capa fondo es especial porque no se puede mover y hay algunas otras acciones que tampoco se pueden realizar sobre el fondo. Así que tener cuidado con eso.

Por ahora, esto es todo... en entradas posteriores explicaré más cosas interesantes. Gracias por visitarme!!! y hacéos mis seguidores!!

miércoles, 11 de febrero de 2009

Yo también puedo ser modelo

He aquí la prueba de que cualquiera puede ser una modelo, gracias al maravilloso retoque digital yo he conseguido tener los ojos claros, la piel estupenda, engrosar mis labios, maquillarme con sombra de ojos (suave) adelgazarme la cara, quitarme barbilla, rasgarme los ojos hacia arriba un poco... bueno! en fin... una maravilla auténtica.

Bueno, una vez visto lo que sé hacer, en el próximo post os enseñaré cómo lo he hecho, la verdad es que es muy fácil, sólo hay que tener imaginación!

Aquí os dejo mi nueva creación: